¿Corre Usted Riesgo de Contraer Hepatitis C?

WEB corre-riesgo-ud

Este artículo está diseñado para ayudarle a conservar la salud, informándole sobre aquellos aspectos que pueden ponerle en peligro de contraer la hepatitis C (VHC).

Evitar las situaciones que se exponen a continuación puede reducir en gran medida el riesgo de contraer hepatitis C y otras enfermedades que se transmiten mediante contacto directo de sangre a sangre. Si tiene alguno de los factores de riesgo siguientes, debería hacerse la prueba de la hepatitis C.

Contacto Directo de Sangre a Sangre

La hepatitis C se transmite mediante contacto directo de sangre a sangre. Todo aquello que pone la sangre de alguien en contacto directo con la suya, o viceversa, debe manejarse con cuidado. Tener precaución y usar el sentido común en cualquier situación donde haya sangre (suya o de otra persona) le ayudará a protegerse de la hepatitis C y de otras enfermedades de transmisión hemática.

Uso Compartido de Equipo Para Consumir Drogas

El uso compartido de equipos para drogas intravenosas y de otro tipo como jeringas, algodón, cucharas, gomas de presión, pajitas, pipas e incluso agua es una de las formas más sencillas de contraer hepatitis C. Incluso las cantidades más pequeñas de sangre que no se ven pueden transmitir el virus. Asegurarse de que su equipo sea para uso exclusivamente personal y no compartirlo con nadie le ayudará a mantenerse sano. Si alguna vez se ha inyectado drogas ilegales o ha compartido una jeringa con otra persona, aunque sea una sola vez, debería hacerse la prueba del VHC.

Transfusiones de Sangre y Procedimientos Médicos Antes de 1992

Antes de 1992, muchas personas contrajeron hepatitis C a través de la sangre, las transfusiones de sangre, productos plasmáticos contaminados o trasplantes de órganos sólidos. Si usted se ha sometido a un procedimiento médico donde se haya utilizado sangre o productos plasmáticos, puede haberse puesto en peligro de infectarse. En la actualidad, los suministros de sangre se consideran seguros: menos de una infección por cada 2 millones de transfusiones de sangre. El riesgo de contraer hepatitis C a través de un procedimiento médico es raro, pero resulta esencial cumplir estrictamente las normas de seguridad.

Intervenciones Médicas y Dentales Realizadas en Algunos Países Extranjeros

Los inmigrantes de países extranjeros corren peligro de infectarse con el VHC si en su país de origen no se siguen las precauciones estándar de seguridad para prevenir la transmisión de la hepatitis C en cualquier situación donde haya sangre presente. Hable con su proveedor de salud si cree estar en peligro de infectarse.

Factores Coagulantes Antes de 1987

Quienes hayan recibido factores anticoagulantes antes de 1987 deben hacerse la prueba del VHC.

Hemodiálisis

Las personas que se someten a hemodiálisis (el tratamiento cuando fallan los riñones) deben hacerse la prueba con regularidad.

Hijos de Madres VHC Positivas

La probabilidad de que una madre con hepatitis C contagie a su bebé es muy baja. Los estudios actuales han hallado que alrededor del 6% de los bebés nacidos de madres VHC positivas adquieren el virus. Si su madre es portadora del VHC, usted debería hacerse la prueba.

Transmisión Sexual

La transmisión sexual de la hepatitis C no es nada común. Quienes mantengan una relación monógama estable corren pocos riesgos de contraer hepatitis C de su pareja. Sin embargo, en algunos de los llamados grupos de riesgo, como en las personas que mantienen relaciones sexuales sin protección con múltiples parejas o con alguien que tenga una enfermedad de transmisión sexual, el riesgo de contraer hepatitis C es más alto. La mayoría de las agencias gubernamentales no recomiendan la prueba rutinaria a quienes no pertenezcan a grupos de alto riesgo por vía sexual o por practicar el sexo sin protección con una pareja estable infectada con el VHC. Sin embargo, si le preocupa la transmisión sexual o desea hacerse la prueba del VHC, consulte a su médico.

Exposición Ocupacional

Los trabajadores de la salud que entren en contacto con sangre corren riesgo de contraer la hepatitis C y deben hacerse la prueba. Sin embargo, la tasa general de contagio es muy baja, con cerca de un 2% de prevalencia de hepatitis C entre los profesionales sanitarios. Los casos de contagio más comunes se producen por pinchazos con agujas de interior hueco. Si ha estado expuesto a sangre infectada por el VHC debe hacerse la prueba.

Tatuajes y Perforaciones Corporales

Si se ha hecho alguna vez un tatuaje o perforación en un centro que no cumpla las medidas de seguridad, debe hacerse la prueba del VHC. Casi todos los salones de belleza cumplen las precauciones estándar de seguridad para garantizar que sólo se usen agujas nuevas y un tarro de tinta para cada consumidor. En otros lugares, como en la prisión o en la calle, la probabilidad de contraer hepatitis C es más alta.

Acupuntura

Si acude a una sesión de acupuntura debe aplicar las mismas precauciones de seguridad. Es preciso usar siempre agujas nuevas para cada cliente, y su acupunturista debe seguir las precauciones de seguridad para no transmitir la hepatitis C.

Uso Compartido de Artículos Personales

La transmisión de la hepatitis C mediante artículos de higiene personal no es común. No obstante, existe la posibilidad de contraer hepatitis C a través del uso compartido de cepillos de dientes, cuchillas de afeitar, cortaúñas y limas. Si entra en contacto con un artículo de higiene personal que pueda estar infectado, hágase la prueba de la hepatitis C para quedarse tranquilo.

Personas VIH Positivas

Se recomienda que las personas infectadas con el VIH se hagan la prueba de la hepatitis C, ya que comparten factores de riesgo similares. Además, ha habido brotes de hepatitis C aguda entre hombres VIH positivos que tienen relaciones sexuales con otros hombres. En la actualidad, muchos profesionales médicos que los hombres de estas características que practican actividades sexuales de alto riesgo se hagan la prueba de la hepatitis C una vez al año.

Generación de la Posguerra

La mayor parte de la población infectada con el VHC (el 75%) en los Estados Unidos nacieron entre 1945 y 1965, y la mayoría no saben que están infectados. Por este motivo, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) y el Grupo de Trabajo de Servicios Preventivos de los Estados Unidos (USPSTF) han recomendado que todas las personas nacidas en los Estados Unidos entre 1945 y 1965 se hagan la prueba al menos una vez. Se prevé que con esta prueba se detecten aproximadamente 800.000 casos de hepatitis C crónica. Si ha nacido en este período, hágase la prueba.

Fuente The Body: http://www.thebody.com/content/76098/iquestcorre-usted-riesgo-de-contraer-hepatitis-c.html 

SOBRE NOSOTROS

Somos una organización ciudadana sin fines de lucro que:

Lucha por detener la transmisión madre-hijo del VIH durante el embarazo, parto y lactancia.
Educa sobre qué es, cómo se transmite, cómo se previene y cómo se trata el VIH/Sida.
Promociona la realización y fácil acceso a pruebas voluntarias de VIH.
Asiste a personas viviendo con el VIH/SIDA a acceder a servicios médicos, psicológicos y sociales disponibles.